20 diciembre 2013

La Generalitat quiere que Andorra invierta en el aeropuerto de la Seu d`Urgell

La Generalitat ya ha iniciado conversaciones con el gobierno de Andorra para conseguir que el país vecino se implique económicamente en la promoción del nuevo aeropuerto de la Seu d’Urgell. 

Según el Departament de Territori i Sostenibilitat, "se está trabajando para concretar esta implicación, que ha de suponer una cogestión del aeropuerto". Sin embargo, añadió que todavía no se han establecido "términos ni cantidades".

El Govern considera que Andorra, y más en concreto sus sectores comercial y turístico, serán los principales beneficiarios de los vuelos comerciales del aeropuerto, previstos a partir del verano, ya que el país pirenaico será el principal destino de los viajeros.

En este sentido, el Departament confirmó el interés de seis empresas para operar en la Seu. Además, una compañía de nueva creación y con vínculos en Andorra tiene previsto ofrecer vuelos entre Barcelona y la Seu d’Urgell este verano a 70 euros el trayecto, con una duración de una hora y una frecuencia de cinco vuelos al día, precisamente con la mirada puesta en el turismo comercial.

Para que estos contactos den fruto y se puedan hacer realidad los vuelos comerciales, el aeropuerto requiere una inversión de un millón de euros, que asume íntegramente Aeroports de Catalunya. Algunos de los pasos ya están en marcha, como la creación de la estación meteorológica aeronáutica automatizada que facilite la información a los pilotos. Finalmente, queda pendiente la inversión en los equipos de seguridad.

Todo ello se realiza en paralelo a la legalización urbanística de las instalaciones, después de que en 2011 el Tribunal Superior de Justícia de Catalunya (TSJC) anulara el plan especial del aeropuerto. Entonces se optó por un Pla de Desenvolupament Urbanístic Aeroportuari (PDUA), un documento del que la comisión de Política Territorial y Urbanismo ya ha hecho la aprobación inicial y que ahora está en exposición pública.

El plan urbanístico es la herramienta que debe permitir poner al día los permisos, las afectaciones aeroportuarias, las instalaciones y abrir la puerta a las inversiones necesarias para arrancar su nueva etapa.

Por otra parte, este mes arranca una nueva temporada del turoperador de esquí Thomas Cook en el Aeropuerto de Alguaire, que repite la oferta del año pasado con cinco vuelos por semana. El Departament no ha querido avanzar todavía una cifra prevista de pasajeros y se ha limitado a informar de que aún se desconoce el tipo de aviones y su capacidad y que sólo "espera" que se llenen y que pueda repetirse la cifra del año pasado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario