27 abril 2015

La dieta mediterránea

Circulan muchos dichos y chascarrillos sobre la querencia española por el alterne. Uno de ellos reza que no hay pueblo sin bar. 

Y probablemente sea cierto. Hace tiempo, sin ir más lejos, una marca de refrescos bendecía los bares con spots repletos de amigos sonrientes. 

La taberna representada como generadora de felicidad.

Al margen de campañas publicitarias y de idiosincrasias, lo cierto es que en las calles españolas los bares son tan cotidianos como los semáforos. Las modas, la crisis y las franquicias han transformado el paisaje y el negocio hostelero pero, en esencia, siguen siendo epicentro de las relaciones sociales.

Según los datos de 2014 recogidos por la AEF (Asociación Española de Franquiciadores), que agrupa en el sector los negocios de cafeterías, cervecerías/sidrerías, fast food, heladerías/yogurterías, restaurantes/hoteles y negocios de tapas, en España operan 175 marcas franquiciadoras y existen 8.736 establecimientos entre propios y franquiciados. 

En total, las franquicias hosteleras emplean a casi 58.000 personas y el año pasado el sector facturó 5.500 millones de euros.

En todos estos establecimientos el esquema es el de siempre: copiar una idea ya probada por otros que lime, aunque sea un poco, el vértigo de arrancar un negocio.

La Mafia se sienta a la mesa es una de las enseñas presentes en Expofranquicia. La cadena de restaurantes de comida italomediterránea cumple 15 años de trayectoria en pleno crecimiento, "una progresión que ha sido contraria a la crisis", según explica Noelia Palma, su directora de Expansión.

Inspirados en la trilogía de El Padrino, de Coppola, sus restaurantes buscan transmitir algo más que una experiencia gastronómica. 

A corto y medio plazo, sus expectativas son alentadoras: "Esperamos alcanzar unas 85 unidades operativas a nivel nacional", avanza Palma, y después de mantener contactos con Sudamérica y algunos países europeos, 2015 podría ser el año del salto a nivel internacional.

Una carta italiana con aportes mediterráneos, espacios confortables y servicios añadidos, como zonas infantiles y terrazas para afterworks, son algunos de los atractivos con los que La Mafia acude a Expofranquicia.

Palma resume la carta de presentación que mostrarán a sus posibles franquiciados durante los días que dura la Feria: "Lo principal es que mantenemos la misma esencia que en nuestros orígenes, es decir, mucha cercanía, mucha comunicación. Eso es vital para nosotros".

"De hecho, existen dos encuentros obligados al año, para favorecer un desarrollo conjunto, consenso y formación permanente", prosigue la responsable de Expansión.

"Siempre decimos que lo que es bueno para uno es bueno para todos, de modo que los establecimientos franquiciados son parte creativa en el desarrollo de la compañía", añade.

La Mafia se sienta a la mesa también ofrece asesoramiento financiero, búsqueda de local, asesoramiento comercial y de marketing, de RRHH y "miles de herramientas de gestión y control, en definitiva, 15 años de experiencia", concluye.

Tony Roma’s también acude a la Feria. La cadena, famosa por sus costillas, ha cumplido dos décadas de presencia en España, una andadura que ha tenido como fruto 20 establecimientos, la mayoría de ellos en Madrid.

Otras enseñas de restaurantes y bares internacionales que también estarán en la Feria son Crono Pizza Original Food, Papa John’s Pizza, La Parrilla de los Pollos Planes, Panchito y, de inspiración americana, las hamburgueserías de Bentley’s y los batidos de Muuse Milkshake, entre otras marcas.

Esa afición española al cañeo, unida a la crisis, es el leitmotiv de una enseña que acaba de cumplir dos años de trayectoria: Mercado Provenzal.

Esta cadena de bares cuenta ya con 79 establecimientos en España gracias a la implantación del concepto low cost en hostelería. Su bandera es el precio de las cañas, que cuestan 0,40 euros, y a las que se puede añadir la tradicional tapa o el típico montado por muy poco más (0,90 y 0,50 respectivamente).

BAJO COSTE EN LA PLAYA

Este modelo de bajo coste reduce mucho los márgenes de beneficio, por lo que su rentabilidad está ligada al aumento de las ventas. Ese es el quid de estas tabernas, que precisan locales con terraza y mucho tránsito peatonal.

Mercado Provenzal estará presente en la Feria, donde ofrecerá información acerca de su modelo de negocio y las condiciones de apertura de las franquicias. Además, presentará una novedad de cara al verano, basada en una nueva apuesta comercial: MPBeach.

Se trata de una fórmula que permite al franquiciado abrir su propio Mercado Provenzal durante los meses de verano en zonas costeras, lugares donde la población se multiplica gracias al turismo.

La compañía sevillana espera irrumpir con sus precios populares en un nicho muy concreto, donde a veces unos hacen el agosto mientras otros pagan la cuenta de las cervezas.

En el capítulo de restauración y hostelería son también expositores en la Feria otras firmas como +K Copas y enseñas cuya identidad está ligada a lo más tradicional del taberneo español, como Al-Andalus Tapas, con sus tapas granadinas; Vilalua Pulpeira Galega, Lizarrán, Tierra de Bellotas, especializada en jamón ibérico; Enrique Tomás, en productos ibéricos; y Bodega la Fuente, con sus anchoas de Santoña, entre otras.

Los cócteles, los combinados y las cachimbas de sabores (con y sin nicotina) están representados por Anubis Lounge Coffee Coctelería, un negocio que propone aprovechar el tráfico de clientes que se genera en centros comerciales, calles turísticas y paseos marítimos y ofrecerles servicios complementarios de ocio.

Este concepto apuesta por el consumo entre horas en un ambiente relajado, en su interior o al aire libre y con un esmerado servicio de mesa. Con su presencia en Expofranquicia, la empresa busca abrir su negocio al modelo de franquicias tras una experiencia de 25 años en el sector y un centro operativo en Madrid.

YOGURES Y HELADOS

Los negocios de yogurterías y helados no pueden faltar en una feria como ésta, puesto que constituyen uno de los sectores que más se ha desarrollado dentro de este modelo comercial.

Acudirán para presentar sus propuestas firmas como Delysium, especializada tanto en cafés y repostería como en yogurtería y heladería; Ice Soft, que ofrece máquinas de yogur listas para instalarse en cualquier negocio; y los italianos Yoyogurt y la canadiense Yogen Fruz, todas ellas dedicadas a los yogures helados bajos en calorías.

En este mismo segmento está la española Smöoy, que elabora al momento sus yogures helados con una formulación propia y exclusiva, y que enriquecen con un sabor diferente cada semana.

Una de las señas de identidad de su producto es que el cliente puede personalizar su propio helado, gracias a su gran variedad de toppings que pueden ir rotando según temporada o demanda.

La franquicia Danone, una veterana en el sector de los lácteos, tendrá también una presencia destacada. Uno de los objetivos de su marca de yogur helado es ampliar sus franquiciadores en este año y el próximo con 15 nuevos puntos de venta, después de terminar 2014 con ocho nuevas aperturas. 

Su marca Yogurtería arrancó en 2009 y desde entonces es un negocio en continuo crecimiento en España, donde cuenta ya con 22 establecimientos.

Al igual que para otras marcas, la moda del yogur helado está empujada por la tendencia de la alimentación saludable no reñida con el sabor. Danone ofrece yogur fresco congelado al momento y acompañado de complementos variados que permiten crear más de 1.200 combinaciones diferentes.

El interés por seguir una dieta sana y equilibrada está detrás de Zummo Health Bar, especializada en jugos de frutas, que es otra de las enseñas que acuden a la Feria de Madrid. La empresa diseña y fabrica máquinas con un sistema de exprimido único que produce un zumo 100% natural de máxima calidad.

En España operan 175 marcas franquiciadoras. En 2014 el sector facturó 5.500 millones de euros


Las yogurterías y heladerías son algunos de los negocios de este modelo comercial que más se han expandido

No hay comentarios:

Publicar un comentario